3 ago. 2016

Entrevista a Yurena: "He sido la artista más 'maltratada' por los medios de comunicación de este país"

Es artista, cantante, porque esa es su profesión desde hace 26 años. Una mujer súper luchadora que, a pesar de haber sido tan injustamente tratada, ahí sigue, fuerte, que ha evolucionado con los tiempos y que pese a tantas zancadillas continúa con más ganas y con más fuerzas. Estas palabras de presentación son un guiño a la entrevista que tenéis por delante y un reconocimiento que quiero hacerle a la persona y a la artista que hay detrás del personaje. Hoy ‘Hablamos de Tele’, de música, del sabor del éxito y de las críticas, de los buenos y malos momentos… reflexionamos sobre su pasado, su presente y su futuro con Yurena.
¿Cómo recuerdas tus inicios en el mundo de la canción? Porque quizás mucha gente desconozca que desde el año 90 llevas dedicándote a esta profesión al no ser, entonces, tan popular como ahora.

Lo recuerdo con muchísimo cariño. Comencé estudiando canto, en una profesora particular de Las Arenas, de Vizcaya, y acudiendo a un foniatra para reeducar la voz hablada durante bastante tiempo.

A la vez, preparaba mi repertorio con canciones de cantantes conocidas, como Madonna, Martika, Alaska… un montón de temas, hasta reunirme once o doce canciones con las que empecé a actuar, sobre todo, por la zona norte del país. Mi primera actuación fue en el año 91, en un local de Portugalete.

En el año 93, como ya me dedicaba profesionalmente a la música y vivía de ello, pues tenía súper claro que quería seguir haciéndolo de forma muchísimo más profesional y con un repertorio propio, entonces, decido grabar mi primer disco de estudio, con temas compuestos y producidos para mí. El título de aquel álbum era “A por ti”.

Precisamente quería preguntarte por esto, ya que en esta etapa previa a tu “boom mediático” nace la canción “A por ti”, la cual posteriormente llegó a ser número uno en ventas. ¿Cómo nació “A por ti” y qué ha significado para ti este tema en tu trayectoria profesional?

Este disco que yo grabo, en el año 93, en un estudio de grabación de Portugalete, en Vizcaya, es el disco que yo más quiero y al que más cariño le tengo, precisamente por ser el primero. Ahí comenzaba, verdaderamente, mi trayectoria y toda mi lucha de estos 26 años, entonces, lo recuerdo con sumo cariño, con muchísimo esfuerzo… es un disco que fue muy caro, además, y que yo aunque actuaba pero al no ser conocida, evidentemente, los cachés no eran altos y, aunque no me faltaban actuaciones, no podía costearme la producción de un disco. Me ayudaron a pagarlo mis padres. Entonces, imagínate con cuánto cariño puedo recordarlo, con el máximo cariño.

“A por ti” daba título a este álbum y esa canción no es como la gente la conoce, no tiene nada que ver. Es el mismo tema, sólo que en el año 2000 deciden modernizarlo, por decirlo así, darle otro color a la canción y se hace una nueva versión que ya es la que todo el mundo conoce y es la que alcanzó número uno durante diez semanas consecutivas en la lista AFYVE, siendo el maxi single más vendido en la historia de España.

Si hablamos de “A por ti” como uno de tus grandes éxitos, el que, sin lugar a dudas, disparó tu fama a nivel nacional fue el “No cambié”. Estos dos temas, como bien me acabas de decir, hicieron que el maxi single que los incluía se situase durante muchas semanas consecutivas como número uno en ventas en la lista AFYVE. ¿De qué forma administraste tanto el éxito como la fama que te llovió de una forma tan repentina?

El fenómeno “Tamara” o “Tamarismo”, como lo denominaron, ese ‘boom’ mediático, social y musical sin precedentes en España, llega en el año 2000. Como te he explicado, yo llevaba 10 años trabajando en la música y viviendo profesionalmente de ello, yo ya estaba un poquito acostumbrada a televisión y radio porque, a partir del año 95 que tuve mi primera entrevista con actuación en un canal de televisión de Bilbao, a partir de entonces yo hice tele, no es que a partir del año 2000 estoy en un plató. Yo ya había hecho diferentes entrevistas en más canales, evidentemente no eran a nivel nacional, y también había hecho numerosas entrevistas en radio. Es decir, que yo ya tenía mi trayectoria, también, en medios de comunicación.

Claro, nada que ver con ese ‘boom’ que luego surge en el año 2000. ¿Cómo lo administro? Pues fue tan brutal… que aunque era una cosa buscada, es decir, yo quería dedicarme de por vida a la canción y luché por ello, pero lo cierto es que nunca imaginé que pudiera suceder algo tan grande y tan bestial como lo que sucedió.

Yo creo que nadie está preparado para algo así. No hay nadie que pueda asumir, de golpe, ese ‘boom’ tan alucinante y esa vorágine a la que yo me vi sometida. Era una locura, era un caos. A cualquiera le vendría grande, que fue lo que me pasó a mí. Ahora sería todo diferente, es decir, ahora con toda mi experiencia, con los años que han sucedido y con todo lo vivido, pues lo viviría todo de forma muy diferente y lo administraría, también, de forma muy distinta.
"Nadie puede asumir, de golpe, el 'boom' mediático al que me vi sometida"
Probablemente un factor muy potente que disparó tu fama e hizo que se escuchase tu música a nivel nacional fue la televisión, por programas como “Crónicas Marcianas”. ¿Crees que el haber participado en este tipo de programas donde no sólo se escuchaban tus canciones sino que tu vida personal entraba a formar parte del juego televisivo te perjudicó o esto fue, precisamente, lo que te ayudó a dar el salto?

Hay que decir una cosa, porque la gente está súper equivocada. Quien apuesta verdaderamente por mí grabándome la canción “A por ti”, en la versión original del año 93, es un programa de Telemadrid que se llama “Mamma Mía”.

En aquella en época todos los programas, no de todas las cadenas pero casi todas, hablaban de mí habitualmente, estuviera yo o no estuviera en plató. Era tan caótico, la persona de la que más se hablaba en este país, para bien o para mal, era de mí.

Entonces, el aparecer en “Crónicas Marcianas” o en otros programas de corte “corazón”, me pudo ayudar, evidentemente, porque eso hace que la popularidad crezca y, también, depende de cómo enfoquen el trato a la persona, a la artista y al personaje. Esa faceta de personaje era la que los programas de corazón tocaron más porque era la parte que más les interesaba a ellos, dado que se dedican a eso.

Entonces, me pudo beneficiar dándome muchísima más popularidad pero, también, por el trato que en su mayoría se me dio, claro que me perjudicó mucho porque si hay una artista que en este país ha sido “maltratada”, que lo vamos a entrecomillar porque es una palabra que produce muchas heridas, es decir, humillada, vejada, vapuleada, ridiculizada… Si hay una artista y una persona que en este país que lo ha sido, por parte de la mayoría de medios de comunicación, he sido yo, porque interesaba. Porque había muchos intereses por detrás y porque, también, eran cuestiones de audiencia. Eso es así y siempre he sido consciente de ello, desde el minuto uno, y luchaba contra eso, pero ni tengo ni tenía el poder que tienen los medios de comunicación para tirar por tierra una imagen que era falsa pero era la que se estaba proyectando de mí.
"He sido la artista más 'maltratada' por los medios de comunicación de este país"
Llegaste a recibir el rechazo de algunos cantantes, de expertos en la industria musical y fuiste presa de muchas críticas. Hay una frase que dice: “Que hablen bien o mal, pero que hablen”. ¿Hasta qué punto estás tú de acuerdo con esta afirmación? Porque en tu caso creo que no sólo has recibido críticas, tanto positivas como negativas que incluso pueden ayudarte a progresar, sino que has llegado a tener que aguantar muchos insultos.

La historia es que cuando las críticas son constructivas, son positivas porque, efectivamente, puedes aprender y puedes mejorar. Pero no eran críticas constructivas, eran críticas destructivas con el único ánimo de causar el máximo daño posible, parecía que había una animadversión hacia mí.

Por parte de los medios de comunicación, como te he dicho, había muchos intereses creados para que eso fuera así, también había intereses de audiencia.

Hay que decir una cosa, o varias: Yo he sido vetada durante muchos años en algunos canales de televisión, la industria discográfica, directamente, se echó encima de mí…

Yo no interesaba. No interesaba porque es muy incómodo que, de repente, venga una persona que no tiene apoyos, que tiene una casa discográfica pequeñita, humilde, que no se puede gastar cantidades de dinero ni en marketing ni en radiofórmulas ni en nada y, sin embargo, esa persona, esa artista, o sea yo, se posiciona en la lista AFYVE durante 10 semanas consecutivas en el número uno, pasando por encima de artistas como Alejandro Sanz, Mónica Naranjo, U2, Madonna, Backstreet Boys… es decir, eso a la industria musical le jorobó no, lo siguiente. Porque ellos, la industria discográfica, pagan cantidades ingentes para posicionar a sus artistas y de mí no había nadie que pagara, era el público quien había decidido comprar en masa mi maxi single y posicionarlo como se posicionó.

También hay que hablar de que en aquella época, porque ya que tocamos esto es importante tocarlo todo, por el nombre de “Tamara”, mis discos empezaron a ser retirados de las tiendas, de los centros comerciales… según salían a la venta se retiraban. Por lo mismo, porque soy demandada, injustamente y sin razón aunque eso es otro debate, por una discográfica súper importante que tiene un poder que la mía no tenía, y mucho menos yo. Entonces, eso también hizo muchísima mella a la hora de que muchos cantantes y muchos medios de comunicación importantes, comiencen a hacer campaña contra mí por favorecer a la otra parte. Eso también ha sido una realidad. Hay muchos factores que, en aquella época, intervinieron de forma determinante para que yo fuese absolutamente masacrada.
"He sido vetada en canales de televisión y mis discos fueron retirados de las tiendas"
Aunque lo pasaste muy mal, no todo fueron críticas y hubieron también artistas de la talla de Alaska, Carlos Berlanga, Nacho Canut… que colaboraron en tu álbum “Superestar”. ¿Cómo fue trabajar con ellos? ¿Y cómo recuerdas este álbum que vino tras el ‘boom’ inicial del “Tamarismo” que llegó a ser, podríamos decir, un fenómeno social?

Pues, efectivamente, no todo fueron cosas negativas y dolorosas, también hubo partes maravillosas. Hubo artistas como Alaska, y productores y compositores de la talla de Carlos Berlanga, Luis Miguélez, Nacho Canut y toda la escena de los años 80 de la movida madrileña que me apoyaron públicamente, en numerosos medios, y también hubo prensa que me trataron de lujo como, por ejemplo, La Luna, el dominical de El Mundo, en el que fui portada en el año 2000 en dos ocasiones con un reportaje maravilloso y hablando verdaderas maravillas de mí.

Recuerdo que el apoyo de Alaska empezó porque habló de mí en numerosas entrevistas, a prestarme su apoyo públicamente, lo cual lo agradecí muchísimo y lo voy a agradecer de por vida. Fue mi discográfica, en ese momento, la que propició que yo pudiese trabajar con todo este gran elenco de compositores y productores. Como ellos estaban súper interesados en componer para mí, pues fue el sello discográfico el que propició que todo eso pudiera ser. Realmente fue todo maravilloso, todo un lujo poder trabajar con ellos y tener un álbum completo, compuesto y producido, por los mejores de la época de la movida madrileña. Siempre he estado agradecida y orgullosa de ese trabajo.

Creo que de algo que puedes presumir es de haber sido, y seguir siendo, un icono gay para mucha gente. Fuiste portada de la revista “Zero”, cuando pocas mujeres lo han sido, es habitual ver tus actuaciones en “El Orgullo Gay”, de hecho en “Supervivientes” dijiste: “qué pena que no he podido actuar”, y una parte importante de tu público es homosexual. ¿Qué significa para ti todo esto? ¿Y por qué crees que se te ha considerado como tal?

Sin duda, una gran parte de mis seguidores, de mis YureFans, es público homosexual, es público LGTB. Diría que un 80%. Yo siempre me he sentido súper apoyada por el colectivo LGTB.

Desconozco el por qué han decidido estar conmigo, estar a mi lado, apoyarme, ser mis seguidores incondicionales… no sé si se han sentido, quizás, identificados. No sé si por mi imagen, por personalidad, por estilo… yo imagino que es por todo ello lo que hace que me sigan de forma incondicional, cosa que agradezco infinitamente y me enorgullece mucho. Siempre estoy ahí y siempre voy a estar para apoyar. En los Orgullos Gays siempre van a contar conmigo, eso por descontado.

Es cierto que en “Supervivientes” lo dije, porque se acercaba la fecha y yo llevo ya varios años actuando en “El Orgullo Gay”, sobre todo en el de Madrid no falto nunca, pero como se acercaba la fecha y yo seguía en “Supervivientes” yo decía: “Ostras, va a ser mi primer año en mucho tiempo que no voy a poder actuar”. O sea, yo tenía eso presente en mi cabeza. Luego, al final, fui expulsada y sí que pude, por pelos, pero sí que pude actuar en El Orgullo en Madrid y siempre que siga contando con su apoyo, ojalá y de por vida, siempre voy a estar ahí. De verdad, estoy súper agradecida.

Aparte, en mis redes sociales, también me apoyan muchísimo en las buenas y en las malas. Siempre están ahí. Y eso para mí, sinceramente, no tiene precio.
"Siempre voy a estar apoyando al colectivo LGTB"
En el 2003 llegó “Hotel Glam”, el primer reality show en el que participaste. ¿Qué te llevó a aceptar este reto? ¿Y cómo valorarías esa primera experiencia en un concurso de estas características?

Lo que me llevó a aceptar participar en “Hotel Glam” fue, sobre todo, la misma cuestión que me llevó a participar en “Supervivientes”. Dada la imagen que se estaba dando de mí en medios de comunicación, tan nefasta y tan equivocada, yo pensé que participar en un reality en el que todo se graba, aunque no hubiera un canal 24 horas emitiendo pero todo se graba y por más que pueda ser manipulado después en los programas con “corta y pega” y demás, yo pensaba, a lo mejor de forma muy inocente, que de ese modo se me conocería mejor y podría, el público en general, saber cómo era verdaderamente yo, para que todas esas etiquetas y San Benitos que se me habían colgado encima, que eran un lastre y una losa, cayeran de por vida.

Quizás me pude haber equivocado, no sé hasta qué punto, porque luego fue un reality muy criticado. 

“Hotel Glam” fue un gran éxito de audiencia, sin embargo, nunca se hizo una segunda edición, de hecho ha sido uno de los realities más polémicos de la historia de la televisión y éste es el motivo por el que parece que no quisieron lanzarse con una segunda temporada. ¿Cómo vivías tú toda esa polémica desde dentro?

En un reality hasta donde yo sé, porque yo sólo he estado en dos aunque me han ofrecido muchísimos otros entre medias y todos los he rechazado porque finalmente la experiencia no fue muy positiva y decidí que no quería volver a participar en ninguno hasta este “Supervivientes” que es otra historia, pero en el “Hotel Glam”, a nosotros desde dentro no nos pasaban ningún tipo de información, no teníamos televisión, ni radio ni prensa, o sea, no nos pasaban nada de información de lo que sucedía, pero sí que me enteré al salir fuera de todas esas críticas brutales contra el reality y, desgraciadamente, contra todos los que estábamos en él, que es lo que a mí me molesta y considero que no fue positivo. No se puede meter a todo el mundo en el mismo saco y siempre tenemos la costumbre de hacer lo mismo.

Con esto no quiero decir que el resto de concursantes fueran ni mejores ni peores que yo, pero sí quiero decir que hasta el mismo día de comenzar “Hotel Glam” yo no sabía con qué concursantes iba a estar. Yo no tenía ni idea, porque la productora no nos lo decía.

¿Y, quizás, si los hubieses sabido no hubieses entrado?

Pues, hombre, a lo mejor… No lo sé, porque lo que pienso hoy es diferente, probablemente, a lo que pensaba en aquel momento.

Pero lo que sí me molesta, repito, es que se nos metiese a todos en el mismo saco porque no todos los que estábamos allí íbamos del mismo palo, no todos teníamos los mismos comportamientos. Entonces, me molestó mucho leer cuando salí que todos éramos unos borrachos y unos drogadictos, pues no señores. Resulta, que yo jamás en mi vida he tomado droga, y alcohol muy poquito porque no me gusta. Lo más que me llego a tomar, alguna vez, es una copa. ¿Por qué decían que éramos todos unos borrachos y unos drogadictos? Yo desconozco si alguno de los que estaban allí son drogadictos, y si lo sé me lo callo. Pero no puedes tachar a todo el mundo igual porque mi concurso duró dos meses y no creo que yo diera motivos para llamarme ni borracha, ni alcohólica, ni drogadicta.

¿En algún momento se os marcaba o se os orientaba sobre lo que debíais hacer? Porque se vivieron situaciones surrealistas y, a día de hoy, sigue habiendo gente que cuestiona la realidad del reality, por lo que me gustaría preguntártelo directamente a ti que lo viviste en primera persona.

Que yo sepa en ningún reality marcan lo que hay que hacer, y si es así yo lo desconozco. Yo he participado en dos y te puedo asegurar que todo lo que ha pasado en los dos ha sido de forma absolutamente natural y que nadie se ha metido en nada para coaccionarnos o convencernos o dirigirnos.
"Todo lo que ha pasado en los realities que he participado ha sido de forma natural"
Tras “Hotel Glam” hiciste el single “Yo Soy Así”, también podemos mencionar como trabajo de esta primera etapa el maxi single “Tú vas a ser mi hombre” y ya en 2005 lanzas el maxi single “Vuelvo”, con una imagen completamente renovada y convertida en Yurena. ¿Cómo estudias toda esa transición y qué objetivos te marcas?

En el 2005, como tú bien dices, nace Yurena. Verdaderamente comenzó una nueva etapa, con nueva imagen, efectivamente, con otro estilo musical diferente a lo que estaba haciendo, aunque tuviera algún toquecito ochentero pero ya no era esa música ochentera que a mí tanto me gustaba y me caracterizaba. Era diferente, con un sello discográfico distinto y con una apuesta de la que me siento súper orgullosa, que es este maxi single, “Vuelvo”.

Este maxi single contenía dos temas, “Vuelvo” y “Papel Couché”, los dos me gustan, pero “Vuelvo” me parece un pedazo de tema, con una producción buenísima, del estilo musical de broadway… me parece un temón importante. Ahí empezaba una nueva etapa, como Yurena, y quizás por eso es uno de los maxis que con más cariño recuerdo.

Tras esto abandonaste la música durante 6 años. ¿Hiciste un análisis y aprendizaje de los errores pasados que no querías repetir? Porque realmente, aunque seas la misma persona, sí podemos decir que existe un gran cambio entre lo que fue Tamara y quien es Yurena hoy en día. ¿Qué aprendiste de tu primera etapa que te sirviese para evolucionar y mejorar en la segunda?

Pues, efectivamente, en el año 2006 yo decido por voluntad propia apartarme de los medios de comunicación y de la música, y abro un pub como dueña, no como imagen que también se comentó. No. Como dueña. Es un pub que tuve durante cinco años y en ese tiempo no quise hacer nada musical ni, prácticamente, nada de medios. Estaba absolutamente asqueada de todo, por lo que hemos hablado antes, por el trato tan injusto que se me había dado durante tantos años, porque aquello me había minado, psicológica y anímicamente me había destrozado y no tenía fuerzas. Era elegir, entre continuar con mi trabajo, con mi sueño, con mi verdadera profesión, o mirar por mi salud, anímica y psicológica. Yo decidí que la segunda era más importante, porque de haber continuado aquello hubiese terminado conmigo, entonces, decidí que no valía la pena, que era más importante yo que todo lo demás, y por eso decidí dedicarme a algo que no tenía nada que ver y apartarme de todo durante esos años.

Yo, en principio, lo que estaba en mi cabeza era apartarme para siempre, pero es cierto que al ir pasando el tiempo me fui haciendo fuerte, hice muchísima introspección, maduré muchísimo, pensé mucho en todo lo pasado y aprendí, efectivamente.

Yo ya había aprendido de los errores, desde el minuto uno, pero es cierto que también, en esos años de retiro, aprendí muchísimo a hacer introspección, a pensar en todo lo que había sucedido, en mis errores y en todo lo que se me había hecho, en los porqués y, sobre todo, empecé a pensar en lo que a mí verdaderamente me importaba y por lo que yo había luchado. Y llegué a la conclusión, siendo ya muchísimo más fuerte y con toda la experiencia y todo lo aprendido, de que a mí nadie me iba a retirar de lo que a mí me había costado tanto conseguir sin ayuda de nadie, porque si algo puedo decir a gritos es que todo lo que he conseguido, lo mucho o lo poco, lo he conseguido yo sin ayuda de nadie. Al contrario, se ha intentado quitarme del mapa, de la escena musical, mediática y demás desde el minuto uno. ¿Pero por qué iba yo a consentirlo? ¿Acaso yo había matado, había sido una delincuente, le hacía daño a alguien… tenía algo de lo que avergonzarme? No. Yo no soy ninguna delincuente, ninguna asesina, ninguna pederasta… no le había hecho daño a nadie y, por tanto, yo no tenía por qué retirarme porque a una serie de gente/industria/medios/discográficas le interesara que yo no estuviera ahí. Eso es lo que aprendí en mis años de retiro.
"Todo lo que he conseguido ha sido sin ayuda de nadie"
Si hoy en día alguien que no te conociera me preguntase: “¿Quién es Yurena?” ¿A ti cuál te gustaría que fuese mi respuesta?

Me gustaría que tú respuesta, o la de cualquiera que se ha preguntado por mí, fuera siempre con justicia, con la verdad. No con falsas etiquetas, no con prejuicios y no con decir cosas que se han puesto de moda y que parece que hay que decir porque se han escuchado millones de veces en diferentes medios, que eso es lo que mucha gente hace, aunque luego por detrás les gusten mis canciones, que eso también ocurre.

Entonces, me gustaría que se dijera, independientemente de que mi trabajo les guste a unos y no les guste a otros, lo cual es normal, que soy una artista, que soy cantante porque esa es mi profesión desde hace 26 años y creo que, a día de hoy, ya todo el mundo lo debería tener claro, que soy una mujer súper luchadora, que he luchado y lucho contra viento y marea y contracorriente, que a pesar de haber sido tan injustamente tratada ahí sigo, fuerte, que he evolucionado con los tiempos y que pese a tantas zancadillas continúo con más ganas y con más fuerzas.

¿A día de hoy, tú te sientes valorada artísticamente?

Por mucha gente sí. Yo siempre me he sentido valorada por mi público que, con el tiempo, afortunadamente ha ido creciendo, cada vez mis YureFans son más. Así he ido evolucionando, he ido cambiando estilo musical, la imagen, me he ido asentando… Pues yo me siento muy valorada por mi público.

Pero bien es cierto, que sé y soy consciente de que todavía queda mucho, que todavía no interesa, por prejuicios, por ver quién es el primero que tira la primera piedra… Es como si costara decir, a una gran parte de medios de comunicación y de la industria, que mi música es buena, que yo hago buenos trabajos, que son excelentes producciones. Repito, independientemente de que te pueda gustar a ti o al vecino, pero lo que nadie debe criticar hoy día es que las producciones sean malas, que los temas sean malos, que la imagen no esté cuidada…

Es decir, te hablo ya a partir del 2012 que es cuando yo vuelvo dándole un giro de 180 grados a mi carrera. A partir de ahí, cualquier que vea todos esos trabajos, por cierto, en los que me autoproduzco, ya no tengo discográfica, con todo el esfuerzo económico y de todo en general que eso conlleva, no creo que nadie pueda criticar la calidad de los productos. Sería muy injusto. Como dice mucha gente y, humildemente creo que es así, está a la altura de cualquier producto nacional y de muchos internacionales.
"Me siento valorada por mi público pero a los medios les cuesta decir que mi música es buena"
Te fuiste a China con tus nuevos temas que eran mucho más internacionales, como “Everynight”, “Forget”, “Go”. ¿Cómo viviste esta experiencia? ¿Y cómo fue la acogida de un público distinto, para los que eras una desconocida y no tenían prejuicios o etiquetas sobre ti como artista?

Las dos giras que hice en China, en el transcurso de medio año, fueron maravillosas. La segunda ya me imaginaba cómo iba a ser, porque ya había vivido la primera, pero igualmente lo disfruté al máximo.

La primera fue grandiosa porque para mí era una aventura, con mayúsculas, era una gran oportunidad que se me estaba dando de salir de España a otro continente, a otro público, a un mercado súper importante, además. En cuanto me lo plantearon, no dudé en aceptar la oferta. Se hizo una gira por diferentes ciudades de China y la acogida fue grandiosa. Hay un vídeo, sin ir más lejos, en YouTube que recoge imágenes de esas actuaciones y se puede ver el público. La primera actuación, por ejemplo, fue para 8000 personas en la inauguración de un centro comercial de una cadena importantísima de China.

La acogida fue brutal y maravillosa. Efectivamente, era un público virgen, en el sentido de que no me conocía, salvo por la promoción que se había hecho de mí durante dos meses, más o menos, para atraer a ese público. Parece ser que la promoción fue muy buena y que lo que ellos vieron les impactó y les gustó lo suficiente como para llenar hasta los topes todas mis actuaciones en todas las ciudades de China donde estuve. Les encantó.

Entonces, puedo decir que si nos librásemos de tanto prejuicio estúpido, por tantas tonterías que se han dicho sobre mí, a lo mejor las cosas podrían ser diferentes.

Hay un tema tuyo que lo sacaste en 2014 pero, ahora, gracias a tu paso por “Supervivientes 2016” ha vuelto a sonar y la gente está enloquecida, tanto con el tema como con la coreografía, que es “Around The World”. Háblame un poquito de él porque puede ser que se convierta en uno de tus grandes éxitos como en su día lo fueron el “A por ti” o el “No cambié”.

“Aroud The World” es uno de mis últimos temas de esta nueva etapa, en inglés, música dance… Yo empecé a tararearlo un poquito en “Supervivientes” y a hacer la córeo y, resulta que, cuando vengo a España al ser expulsada, me encuentro con que en las galas de “Supervivientes” pues se ha estado poniendo esta canción y popularizándola. Muy orgullosa, encantada. O sea, cuando yo me encuentro con eso imagínate, estar feliz no, lo siguiente, estaba encantada de la vida. Y, de hecho, yo actué con “Around The World” en El Debate Final de “Supervivientes”, poniéndole punto y final al reality.

Es uno de mis temas favoritos, por no decir mi favorito, de toda mi carrera. Es un tema que tiene casi dos años, tiene también un grandísimo videoclip que lo apoya… ¿y qué te puedo decir? Que estoy muy orgullosa de “Around The World”, que espero que la gente lo siga conociendo porque es un tema que merece muchísimo la pena, tiene una producción brutal, tanto el vídeo como la canción. Y como ahora me autoproduzco y soy yo la que pago todo lo mío, ahora soy yo la que decide con qué compositores quiero trabajar, con quién quiero grabar los vídeos, qué imagen quiero llevar, con quién quiero hacerme los shootings, es decir, como yo decido porque yo pago es realmente mi mejor etapa.

Precisamente hablando de Supervivientes, creo que has sido un descubrimiento para mucha gente, que has conseguido llegar a un público que tenía una imagen enturbiada de ti y que, además, quiero darte mi enhorabuena porque has sido de las supervivientes más responsables porque, a pesar de los malos momentos, nunca pediste a la audiencia que te expulsase. ¿Qué ha significado para ti estar 63 días en esa isla? ¿Qué es lo mejor y lo peor que has vivido allí?

Gracias.

Para mí, la oportunidad que me ha brindado la productora de “Supervivientes” ha sido grandísima, no sólo de vivir esta gran experiencia vital, que lo es y que yo recomiendo a todo el mundo, es más, que pienso que toda la gente debería pasar y vivir algo así, sino aparte me han dado la gran oportunidad que yo perseguía desde hace tantos años de que el público me pudiese conocer mejor, como realmente soy, con lo bueno y con lo malo, pero que tuviesen una imagen real de quién es Yurena, y no intoxicada por todas las falsedades que se han vendido de mí a la audiencia durante tantísimos años. Entonces, estoy tan agradecida al reality que GRACIAS, con mayúsculas, se quedaría corto. Toda mi vida les voy a estar dando las gracias.

Una de las mejores cosas de “Supervivientes” es el trato que me han dado y el poder llegar a la gente 100% real. Eso, para mí, es lo más maravilloso porque fue el motivo fundamental porque el yo entré.

¿Lo peor de “Supervivientes”? Repito, es una experiencia que todo el mundo debería vivir, pero es extremadamente dura porque las condiciones son extremas. Es muy duro dormir entre bichos; son muy duras las condiciones higiénicas porque no las hay, básicamente, o sea, sí, tú te bañas todo el día en el mar, puedes estar en el mar las 24 horas si tú lo deseas, pero no tienes agua dulce en ningún momento, no te puedes dar una ducha con lo cual siempre te sientes sucia, tu sensación es de suciedad, en el pelo igual; luego está lo que teníamos como baño… Las condiciones son duras. Es más, yo como espectadora sabía a lo que me enfrentaba: duermes a la intemperie, no tienes comida salvo la que consigas… pero, aunque ya lo sabes que es muy duro, es tres mil veces más duro vivirlo que verlo. Nunca te puedes llegar a hacer una idea de cómo es verdaderamente aquello. El no comer… yo, por ejemplo, creo que comí un poquito de arroz seis veces a lo largo de nueve semanas de concurso, el resto de tiempo era medio coco diario. Es ayuno absoluto. Es muy duro pero, a la vez, esa experiencia es irrepetible.
"Toda mi vida agradeceré la oportunidad de participar en Supervivientes"
Con Miriam hiciste un tándem estupendo, creo que la una para la otra fuisteis un gran apoyo y que, quizás, cuando ella salió tú perdiste fuerzas y no conseguiste encontrar a otro compañero con el que encajases tan bien como con ella. ¿Cómo era pasar tantas horas con una sola persona?

Por un lado, no estoy de acuerdo en lo que dices y en lo que sé que mucha gente está diciendo. Es cierto, yo conviví con Miriam durante un mes entero. Es verdad que hicimos un buen tándem, que tuvimos momentos muy divertidos, pero no es cierto que cuando ella se marchase yo perdiera fuerza, para nada. Es más, te puedo decir que cada semana que iba transcurriendo, incluido cuando ya Miriam no estaba, me iba sintiendo más fuerte. Llegó un punto en el que ya, aunque mi energía no existía y por debilidad iba cayendo, de hecho me desmayé tres veces, pero interiormente y psicológicamente me iba sintiendo más fuerte para haber continuado hasta el final. En cambio, cuando estaba Miriam, yo todavía no estaba en mi máximo apogeo.

Sí, pero a lo que yo me quiero referir con la palabra “fuerza” no es a una fuerza física o mental, sino el cómo encajasteis como tándem, a diferencia de cómo lo hiciste con otros compañeros con los que también estuviste, como Víctor o Paco, por ejemplo. Es decir, te hablo de una fuerza televisiva, por así decirlo.

A ver, hubo momentos entre ella y yo muy divertidos, eso realmente es así, no vamos a negarlo, pero claro, fueron cuatro semanas. En cuatro semanas, o bromeas o es que no sé en qué acabaría la historia… Es verdad que hubo buena química y una buena convivencia, a pesar de algunas tonterías y algunos roces que también los da la propia convivencia y son normales, pero también es cierto que, por ejemplo, Víctor estuvo una semana. Con Víctor también hubo una muy buena química, cantábamos juntos, hacíamos nuestros pequeños shows… pero es que fue una semana. En una semana no hay tiempo suficiente para que pase lo que pasó con Miriam, aunque haya la misma química con esa otra persona.

¿Y los lazos que creaste allí se mantienen fuera, una vez que ha terminado el reality?

Yo, por ejemplo, con Miriam me escribo un poquito por WhatsApp y tenemos pendiente vernos, pero aún no nos hemos visto fuera de “Supervivientes”, fuera de los debates o de las galas, todavía no me he sentado con ella a tomar algo. Espero hacerlo, espero hacerlo porque lo tenemos pendiente pero aún no lo hemos hecho.

Y con el resto de personas con las que yo he convivido, que fueron Paco, Dulce y Víctor, pues no nos hemos sentado fuera de “Supervivientes” a tomar algo, o a comer o a cenar.

Si en tu mano hubiese estado. ¿Quiénes hubiesen sido los finalistas de “Supervivientes 2016” y por qué?

Yo dije que pensaba, no sólo finalista, sino que la persona que iba a ganar era Yola. Piensa una cosa, yo no me puedo decantar por nadie. ¿Por qué? Porque yo no he vivido con ellos. Yo no sé el concurso que ha hecho cada uno, he visto muy poquitas cosas fuera porque apenas he tenido tiempo porque desde que salí no he parado de trabajar como una loca, o sea, entrevistas, actuaciones… ha sido brutal, por lo que tampoco he tenido el suficiente tiempo de sentarme a ver vídeos y a ver cómo concursó cada uno.

Yo apostaba, por lo que iba viendo desde que fui expulsada, que iba a ser Yola la que iba a ganar. No sé, a  lo mejor también apostaba por Steisy, sin embargo, no llegó a la final, pero sí es cierto que yo me la imaginaba en la final.

Hay mucha gente a la que le ha encantado tu paso por “Supervivientes” y, seguramente, se estén preguntando si volverías a participar en algún reality show, tipo GH VIP, por ejemplo.

“El Reencuentro”, que es lo mismo que GH VIP, me lo ofrecieron a mí. Fui una noche, entré por “Hotel Glam”, con Pocholo, a estar una o dos horas allí, pero inicialmente a la persona por “Hotel Glam”, como chica, que habían contactado fue a mí. Lo que pasa es que yo, en ese momento, aunque acepté reunirme con ellos porque nunca había trabajado con Zeppelin y me apetecía tener ese primer contacto con ellos, yo rechacé su oferta, que era buenísima, pero la rechacé porque en aquella época era cuando yo tenía el pub, y aunque eran los últimos meses y yo ya estaba muchísimo más fuerte pero no quería entrar en un reality.

A día de hoy, yo volvería a “Supervivientes” mil veces, es más, lo estoy extrañando. Hay muchísimas veces que me acuerdo y que lo añoro, con lo cual te digo que a ojos cerrados volvería a entrar. ¿En otro reality? Ahora mismo no me lo planteo, acabo de salir hace cinco semanas de “Supervivientes” y no me podría plantear, en este momento, entrar en otro.
"En este momento, no me plateo entrar en otro reality"
¿Podrías decir que te encuentras ahora mismo en el mejor punto de tu carrera profesional o, al menos, en el momento que más estás logrando saborear y disfrutar?

Sin duda, sin duda. Pero yo me siento así no en este momento, que ciertamente es un momento dulce. Yo me siento en mi mejor momento profesional y personal desde el año 2012, cuando vuelvo con mi nueva etapa musical. Desde entonces, es cuando yo me siento verdaderamente realizada y en mi mejor momento. Pero vamos, lo recalco.

¿Qué proyectos están por venir, que puedas desvelar ahora mismo? ¿En qué estas embarcada?

Estoy en diferentes proyectos, de algunos no puedo hablar todavía. Pero sí de uno, que es mi nuevo álbum, que antes de entrar en “Supervivientes” ya estaba terminado. Recoge todos los singles dance que he sacado desde el año 2012 que, por cierto, muchos de ellos han sido número uno en plataformas digitales y dos de ellos, que no lo han sido, han estado en el TOP 10. Pues recoge todos esos temas, temas inéditos y algunas sorpresas. El álbum se titula “Around The World”, como mi single favorito, y verá la luz en otoño.

De hecho, estamos estos días preparando la grabación del videoclip del nuevo single y es lo que estaba haciendo justo antes de viajar a Honduras para “Supervivientes” pero lo tuve que interrumpir.

¿Y qué sueño te queda por cumplir?

Muchos. Aparte de ser absolutamente respetada como creo que merezco, como merece cualquiera porque todo el mundo merece ser respetado. Pero bueno, yo hablo por mí, por todo lo vivido y porque sé que todavía queda mucho camino por recorrer. Ser reconocida como una cantante seria y profesional, porque le pese a quien le pese, es lo que soy y he marcado cosas muy importantes en este país musicalmente. Conseguir esto a todos los niveles y por todo el mundo, independientemente de que a unos les guste más que a otros, ser respetada como tal.

Me encantaría también encontrar el amor de mi vida que aún no lo he encontrado, me encantaría ser mamá… en fin, hay muchos.

Me encantaría, hay un sueño también que es importante para mí y aún no lo he cumplido, a lo mejor ni lo cumplo, pero bueno, es un sueño, podemos soñar. Es ser presentadora de televisión. Me encantaría, es una cosa que me vuelve loca.

Pues mira, por qué no, un programa musical.

O no musical… quiero decir, musical sería estupendo porque soy cantante pero hay otros formatos de programa que me encantaría afrontar también.

¿Cómo cuál, por ejemplo?

Me gustaría muchísimo presentar un programa de testimonios, de sucesos… hay muchas facetas que la gente desconoce de mí. Muchas. Y yo podría afrontar bastantes formatos de programas de televisión.
"Sueño con ser presentadora de televisión"
Yurena, para terminar, te doy las gracias por haberme concedido esta entrevista. Ha sido un placer. Y te dejo este espacio final para que puedas añadir lo que quieras, enviar un mensaje a tus seguidores o lo que te apetezca decir.

Gracias. Pues a mis seguidores lo primero que quiero decirles es que los adoro, que los quiero con locura y que les estoy eternamente agradecida por todo el apoyo que me dan, en los buenos y en los malos momentos, por estar siempre conmigo, por confiar y creer en mí, en mi trabajo y en mí como persona que es súper importante. Que los amo a mis YureFans. Próximamente voy a sacar mi nuevo álbum, álbum que tanto me reclaman y me piden desde hace ya mucho tiempo, que va por todos ellos y todas ellas. Es “Around The World”. Espero que les encante, que les vuelva locos y que me sigan apoyando siempre en mi carrera y en mi sueño, que es cantar desde hace tantos años… Voy a seguir haciendo las cosas de la mejor forma posible, voy a seguir apostamos por mi trabajo a tope, al 100%, como vengo haciendo, evolucionando siempre para ofrecerles cosas nuevas y mejores. Y que siempre me van a tener ahí, siempre, mientras ellos quieran.

Twitter:

Podéis seguir a Yurena en @Yurena_

Y a mí en @HablamosdeTv

2 comentarios:

  1. 😍😍 me la he leido entera y me ha encantado y emocionado.

    ResponderEliminar
  2. 😍😍 me la he leido entera y me ha encantado y emocionado.

    ResponderEliminar