10 dic. 2015

Especulando sobre la recta final de GH 16

Aparentemente tenemos una fecha ya marcada en nuestros calendarios, a pesar de que pueda haber cambios de última hora. Hablo del día de la gran final de Gran Hermano 16, pues según se ha publicado en diferentes medios será el 23 de diciembre, teniendo una semifinal el día anterior, día 22 y día de la Lotería de Navidad, momento en el que conoceremos a los participantes que optan a llevarse El Gordo de esta edición, el maletín de 300.000€.

Especular es algo que nos fascina hacer a los amantes de Gran Hermano, siempre intentamos investigar y sacar nuestras propias deducciones sobre lo que va a pasar. Solemos hacerlo mucho antes del estreno de cada edición, poniendo suma atención a todos los rumores que se disparan en las redes. Hoy quiero especular con la recta final, compartir mis cábalas sobre lo que puede suceder y cómo pienso que nos pueden sorprender, seguramente no acierte nada, o quizás sí, pero oye, en el caso de no acertar les voy a regalar algunas ideas a la organización del programa… lo mismo estoy inventando una nueva edición.

Éste, en teoría, es el Gran Hermano de los secretos y las falsas apariencias, aunque en ocasiones haya resultado bastante obvio. Nos advertían que desconfiásemos de lo que ven nuestros ojos y sospechásemos de lo que no ven. De alguna forma este lema debe estar presente en estos últimos días de concurso, tengo la seguridad de que la final va a ser apoteósica y será recordada en la historia de Gran Hermano, me extrañaría mucho que no fuese así, de hecho, ya me extraña que aún no haya salido a la luz el último secreto de la edición… lo espero con ansias y con muchas ganas de sorpresas.

Teóricamente, esta noche, los dos concursantes menos apoyados por el público deberán abandonar la casa, por lo que sólo quedarán cuatro jugadores en competición para casi dos semanas completas que faltan de reality… dos semanas dan para mucho… dos semanas duró La Revuelta que se hizo tras GH 12+1

Quizás estoy nostálgico de aquella impresionante recta final que vivimos en esa edición, donde también había que darle la vuelta a todo. En ese caso, se fingió una falsa final, los expulsados eran los finalistas y podían elegir a un compañero que ya no estuviese en competición para acompañarlo los últimos días de concurso. No se va a repetir esta misma mecánica, sería absurdo, pero por qué no hacer algo parecido…

Las cuentas no me cuadran, aún tenemos cuatro galas por delante y lo lógico hubiese sido que saliese un solo expulsado por gala, para que así llegasen tres participantes al encierro del último día, sin embargo, hoy ya sólo quedaran cuatro… y tres galas más por delante… no tiene sentido, ni chispa. ¿Qué vamos a hacer viendo la convivencia de cuatro personas durante 13 días? 13 días… precisamente en día 13 empezó esta edición… ya me evado con tanta especulación y relación numerológica.

La cosa es que no me fío de lo que ven mis ojos, no creo que esté todo dicho y creo que en Guadalix aún van a pasar muchas cosas, hay muchos nudos que se deben desatar y creo que se podrá hacer. No sería de extrañar que los expulsados entrasen, nuevamente, en juego de algún modo.

Tanto divagar, incluso, me lleva a pensar que el ganador o ganadora de esta edición de Gran Hermano puede estar en la calle, aunque después pienso que no tendría sentido incorporar nuevas líneas de votación para los expulsados porque los “finalistas” llevan una ventaja de puntos… aunque sería tan simple como poner los contadores a cero entre los cuatro que hoy consigan mantenerse en concurso.

En estos días pueden haber visitas, entradas y salidas, pueden hacer el análisis final con los vídeos por delante y con sus compañeros de frente, pueden arreglar cuentas pendientes, ya que esta edición, a pesar de haber sido la de los secretos, se ha caracterizado por que todo se ha hecho a la cara, como las nominaciones, y en los momentos más cruciales, las expulsiones, se han visto marcadas por los vídeos más significativos de los nominados… ¿Por qué no iba a ser así, también, en una final?

Lo mismo, para ganar Gran Hermano deben hacerlo junto a su mayor rival de concurso… Podríamos ver a Sofía jugando junto a Amanda, a Marta junto a Raquel, a Han junto a Quique o a Aritz junto a Suso, por ejemplo… ya que fueron quienes realizaron sus contra-alegatos.

Volviendo a La Revuelta, que en cierto modo me ha inspirado, recuerdo que reunían a los concursantes en El Foro, para que discutiesen los asuntos de la convivencia y se tomasen decisiones. Igual, para que la edición de los secretos quede libre de ellos, reúnen, nuevamente a todos los concursantes dentro de la casa, para cerrar el círculo de la misma forma que empezó, pero esta vez no para conocerse sino para entenderse. Sería una recta final fabulosa donde los finalistas tendrían que hacer una lucha encarnizada para defender sus méritos para alzarse con el maletín, en vez de una final relajada y llena de nostalgia, como estamos acostumbrados a ver en Gran Hermano.

O... ¿Y si aquel sobre que portaba Mercedes Milá, en el que decía "TOP SECRET", en las promos de la edición contiene un mensaje crucial para los concursantes? ¿Os imagináis que todos fuesen finalistas desde el primer momento? ¿O que determinados concursantes tuviesen el destino cruzado desde primera hora? Esto también podría explicar el por qué sale Aritz en el vídeo de presentación de Han... ¿O que uno de los concursantes ha sido el TOPO que tantas ediciones se ha rumoreado que podía entrar y nos la ha colado hasta la final?

No sé… me da por especular y fantasear con novedades, ya digo que todo esto son ideas mías, lo mismo les estoy haciendo un favor a la organización con estas líneas para idear futuras ediciones, desde luego que con mis especulaciones, tanto las que comparto como las que no, podríamos hacer varios GH paralelos, aunque estoy seguro que sin ellas también tendremos Gran Hermano para rato, está demostrado, porque GH sabe reinventarse siempre y dejarnos a todos con la boca abierta. Espero que este año no sea menos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario